procedimientosconcursales.com

Así es el perfil de los autónomos que se han visto obligados a presentar un concurso de acreedores

Fuente: DANIEL GHAMLOUCHE. Autonomosyemprendedor.es

Según el último Informe del Colegio de Registradores el número de concursos de acreedores presentados por autónomos creció un 134% en el último trimestre de 2022. Así es el perfil de los trabajadores por cuenta propia que iniciaron uno de estos procedimientos. 

A finales de 2022 se disparó el número de negocios que se vieron obligados a solicitar un concurso de acreedores debido a su endeudamiento. Según las últimas estadísticas publicadas recientemente por el Colegio de Registradores, durante el cuarto trimestre, el total de deudores concursados aumentó más del 86% respecto al año anterior. Las cifras son todavía más preocupantes si se observa la evolución de los concursos presentados por autónomos: en los últimos tres meses del año hubo un 134% más de trabajadores por cuenta propia que iniciaron un concurso

Según las cifras publicadas por el Colegio de Registrados, en el cuarto trimestre de 2022 el número de deudores concursados aumentó del 78,4% respecto al trimestre anterior. En el informe, los registradores detallan las características de los concursos iniciados por empresas y por autónomos. Según este documento, la mayoría de concursos que se hicieron en 2022 fueron de personas físicas, del sector del comercio con entre cero y seis asalariados y con un volumen de facturación anual inferior a 250.000 euros.  Es decir, según este estudio, el perfil de deudor concursado el año pasado sería un comerciante sin empleados a cargo y al frente de una actividad con menos de ocho años de antigüedad. Además, la mayoría de estas personas eran de Cataluña o la Comunidad de Madrid. 

Perfil de los autónomos que iniciaron un concurso en 2022: sector, antigüedad del negocio o CCAA 

Según los datos publicados por el Colegio de Registradores, del total de 5.544 concursos que se registraron en el cuarto trimestre de 2022, 4.407 fueron de autónomos persona física; 1.042 de empresas constituidas como Sociedad Limitada; 79 de Sociedad Anónima y 16 de otras formas jurídicas.  Esto supone, en el caso de los trabajadores por cuenta propia, un incremento trimestral del 162,9% y un aumento anual del 134%.  

Además, según las cifras de los registradores, la mayoría de estos concursos fueron voluntarios (4.148), es decir, que fueron los propios deudores quienes iniciaron el concurso. En cuanto a la clase de procedimiento, la mayoría fueron exprés -3.243-, que es un tipo de procedimiento más rápido, y que suele darse en casos críticos de insolvencia absoluta. 

La mayoría de los autónomos que iniciaron un concurso son del comercio y sin asalariados 

En cuanto al sector y número de empleados que tenían los negocios que iniciaron el concurso, como se puede apreciar en el cuadro a continuación, el 23,8% de las empresas concursadas tenían como actividad económica principal el Comercio, el 14,6% la Construcción, y el 12,2% la Industria manufacturera. Además, el 53,6% del total de empresas concursadas tiene menos de seis trabajadores a su cargo. Y, entre éstas, el 46% no tiene asalariados.  

Casi la mitad de los negocios que presentaron un concurso no habían cumplido ocho años 

Otro de los datos más relevantes del estudio de los registradores es que casi la mitad de los negocios que presentaron un concurso llevaban ocho años o menos en marcha. El 21,8% del total de empresas concursadas en el cuarto trimestre tenía una antigüedad de 20 o más años. Sin embargo,, el 48,1% tiene ocho o menos años de antigüedad.  

Como se puede ver en la tabla a continuación, si se observa la antigüedad por sectores, en el Comercio, el 23,2% de los negocios que presentaron concurso tenían 20 años o más y el 46,9% ocho o menos. Por su parte, en Actividades profesionales, el 51,6% de las concursadas tenía ocho o menos años  

Un 56% de los concursos se presentaron en Cataluña, Madrid o Comunidad Valenciana 

Las comunidades autónomas con mayor número de deudores concursados en el cuarto trimestre de 2022 son Cataluña (1.358), Comunidad de Madrid (1.000) y Comunidad Valenciana (744), concentrando entre las tres el 56% del total de deudores concursados. Por su lado, Navarra es la única comunidad autónoma que registra un decremento anual en el cuarto trimestre (19,4%); y Murcia, La Rioja, Extremadura y Cantabria los mayores incrementos (322,2%, 300,0%, 260,9% y 260,0% respectivamente).